La verdad vertical

Verte, como el verbo que en boca teje

la intensa intimidad que se desboca,

por el tránsito intranquilo de fiebre

que versátil verso suelto provoca.

Vierte en mí tus centellas e intercede,

salva del yugo al tránsfuga que toca

tu alma traslúcida, intranquila y vence

con toda tu fuerza interna, trastoca,

la verdad vertical que sol implora,

vértigo interior, abismo latente,

ven ya sin demora y rompe, derrota,

cualquier impedimento, inconveniente,

con ímpetu, empuje que desborda,

impulso que corta esta hora insolente.

Anuncios

Febrero

Febrero ya se desliza a manos llenas,
rompe a hielo el cielo de mis recelos,
y me condena a mirarte desde lejos,
sin poder tocarte, sin alcanzarte apenas.

Y tu palabra es el oscuro canto de sirena,
que me hechiza y me germina en deseos,
que se cuela en la sangre de mis anhelos,
que inunda lenta mis rincones y venas.

Serás la esfinge donde ardan mis desvelos,
acantilado de un mar adverso en la orilla,
donde rompan mis palabras como el fuego.
Lluvia, tormenta y trueno de donde vengo,
secreto milagro que se revela en consignas
donde unos labios mueran por mis versos.